Esta claro que los coches eléctricos serán el futuro, pero no a tan largo plazo como esperamos. Tanto es así que Europa, y nuestro país en particular, necesita ponerse las pilas en el ámbito de la infraestructura necesaria para “alimentar” a los vehículos eléctricos. Hoy Volkswagen promete que tendremos más cargadores.

El gigante automovilístico quiere poner muchos recursos a la hora de acelerar la transición hacia la movilidad eléctrica. Esto no solo se consigue construyendo millones de coches eléctricos, sino también ampliando la cantidad de puntos de carga a lo largo de nuestros viajes.

Por ello, el Grupo Volkswagen se ha marcado la cifra de 36.000 puestos de carga para Europa para antes de 2025, 11.000 de los cuales estarán desarrollados en exclusiva por Volkswagen. Estos se instalaran en la planta de Volkswagen y en cerca de 3.000 concesionarios de Volkswagen en distintas ciudades.

La marca germana llegará a ese objetivo a través de su infraestructura de carga Elli (Electric Life, en inglés) y el servicio “We Charge“. Haciendo esto, el fabricante también se adentrará en el ámbito de suministrar energía. En total, el Grupo Volkswagen invertirá alrededor de 250 millones de euros en toda Europa.

Según la compañía, el 70% de todas las operaciones de carga en el futuro serán en nuestra propia casa o en el trabajo. Aún así, “Elli” ofrecerá nuevas soluciones de carga para compañías y particulares para suplir sus requerimientos energéticos a partir de 2020.

Debajo del paraguas de “Ionity“, también instalará al menos 400 estaciones de carga rápida con hasta 2.400 puntos de carga a lo largo de las carreteras de Europa para 2020. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

trece − tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.