La marca germana se está preparando para introducir el Volkswagen ID Neo, su primer modelo de la familia ID que aterrizará en el mercado a finales de año. Hoy, el fabricante nos habla un poco más sobre qué tipo de baterías montarán estos coches del mañana.

Según los altos cargos del centro de Volkswagen que se encarga de las baterías, la marca ha diseñado un paquete de baterías que “durarían tanto como la vida útil del coche”. Por supuesto, esto es relativo ya que sabemos que las baterías van reduciendo su capacidad con el paso del tiempo, ya sea por longevidad o por las continuas recargas.

Frank Blome, jefe del centro, sabe de este reto que tiene Volkswagen delante, pero afirma que este nuevo paquete de baterías todavía mantendría su capacidad al 70% tras ocho años de uso o 160.000 kilómetros.

Para maximizar la vida de las baterías, Blome sugiere a los conductores que limiten el uso de las cargas rápidas y, en caso de utilizarlas, que solo sea hasta el 80% de capacidad máxima (para no dañarla en exceso). Este porcentaje sería “más que suficiente para la mayoría de los desplazamientos”, en los que se encontrarían viajes de media distancia o trayectos diarios.

En cuanto a su autonomía, este paquete de baterías permitiría a los vehículos eléctricos de Volkswagen viajar más de 550 km con una sola carga. También la firma destaca que los futuros modelos eléctricos tendrán un precio más asequible, en comparación con los vehículos eléctricos actuales.

El futuro pasa por las baterías sólidas

Además de hablar sobre la tecnología actual, Blome también dio a conocer algunas claves sobre las baterías del futuro. Él cree que habrá “un avance significativo” en las baterías actuales de ion de litio en los próximos años; sin embargo, el siguiente gran paso en prestaciones será con las baterías sólidas.

Volkswagen ha estado trabajando en relación al desarrollo de baterías sólidas con QuantumSpace, pero Blome sugiera que la producción en masa de estas todavía está en una fase temprana. Sin embargo, se espera que lleguen al mercado entre 2025 y 2030

Las baterías sólidas se presentan casi como el “Santo Grial” de los coches eléctricos, y es que ofrecen más ventajas que desventajas. Para empezar, estas presentan una mayor densidad de energía que las actuales de ion de litio; son más ligeras, duraderas y no inflamables. Todo esto se consigue al eliminar todos los químicos y líquidos que circulan por las baterías de litio y se sustituyen por un material sólido. 

Volkswagen ya dijo previamente que las baterías sólidas podrían aumentar la autonomía del e-Golf de 300 km a 750 km.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 − dieciseis =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.