Coches de la dolce vita: el top 10 de los más elegantes
Coches de la dolce vitaCoches de la dolce vita

ACTUALIDAD MOTOR TOP10

Top 10 Coches de la dolce vita: los más elegantes

RevistaCAR 7 de noviembre, 2020 | Tiempo de lectura 4 min

“La Nuova Dolce Vita prende forma”, así comenzaba el comunicado sobre el Ferrari Roma. Veamos en qué se han inspirado con este top 10 de los mejores coches de la dolce vita.

Triumph TR3A (1957)

La dolce vita (1959), película de Fellini, fue un escándalo en su momento, y todos recuerdan a la sueca Anita Ekberg en la Fontana di Trevi. Lo normal es pensar que el protagonista (Mastroianni) condujera un coche italiano, pero lo cierto es que llevaba este roadster inglés. En 2016 un aficionado italiano descubrió la unidad que aparece en la película.

Alfa Giulietta Spider (1955)

Coches de la dolce vita

En la cinta aparecen varios Alfa, si bien el modelo de mejor refleja aquel periodo de libertad y de una nueva moral es quizá el bellísimo Giulietta Spider, protagonista de una escena nocturna. Primero salió como Giulietta Sprint (cupé) en 1954 y el Spider lo fabricó Pininfarina, lo que supuso un antes y un después para la firma carrocera de Turín.

3200 Michelotti Vignale (1959)

Fellini y Mastroianni competían, como reveló el actor: “Era un poco absurdo. Si yo me compraba un coche, él tenía que estrenar otro. Cuando rodamos La dolce vita llegué a la localización y vi su nuevo Mercedes, pero yo aparecí con un BMW especial con carrocería Michelotti. Al final hicimos un pacto porque era algo estúpido…”. Este 3200 emplea la base de un 507 y es único, y la posible pertenencia al actor es una hipótesis nuestra. En BMW Tradition desconocen su pasado hasta 1986.

Cadillac 62 Conv. (1958)

Es el primer coche que aparece y lo conduce Maddalena, una amante del protagonista. El Cadillac protagoniza una escena nocturna en la Piazza del Poppolo, una de las pocas localizaciones de la película que hoy permanecen intactas. Después Marcello y Maddalena pasan la noche juntos
en un barrio periférico y vuelven a
subir al Cadillac por la mañana.

300 SL Roadster (1957)

Coches de la dolce vita

Si alguien vivió a fondo los placeres de aquella época, ese fue Giovanni Agnelli, heredero de la Fiat. Guapo, rico y arrogante, las mujeres caían a sus pies, incluyendo la actriz Anita Ekberg (en la foto junto a ella), a la que al parecer regaló uno de sus Ferrari únicos. Fellini dijo de él que para parecer un rey, solo tenía que subirse a un caballo.

B. Trasformabile (1958)

Los paparazzi que persiguen a los famosos van apareciendo durante el filme, y algunos de ellos van en este Autobianchi Bianchina. Es un pequeño automóvil de posguerra con motor trasero y motor de Fiat 500. La empresa fue fundada por Bianchi–antes fabricante de bicicletas–, Pirelli y Fiat en 1955, y este era más lujoso que el omnipresente Fiat 500.

Alfa 1900 TI “Pantera” (1950)

Tras la toma de control de Alfa Romeo por parte del Estado, pasaron de ser una firma artesanal al estilo Bugatti a una fábrica moderna. En 1950 llegó el 1900 berlina, que con su estructura monocasco de acero estaba concebido para ser producido en masa. Era muy rápido con su motor 2.0 de 80 CV, y el que sale en la película es un coche de Polizia.

Ferrari 330 GTC (1964)

Coches de la dolce vita

¿Cuáles son los Ferrari que mejor conectan con el estilo de La dolce vita? En la película no aparecen cavallinos, pero Marcello Mastroianni tuvo varios en su vida real, incluyendo un 250 GTO que le pareció demasiado “de carreras”. En Villa d’Este de 2016 se expuso este 330 (chasis 09099) que compró nuevo el actor italiano y que era su favorito.

Ford Thunderbird (1958)

Coches de la dolce vita

En la película este modelo lo conducen por la noche unos juerguistas presumiblemente borrachos. En aquellos tiempos los fabricantes europeos aún no habían superado a los americanos, cuyos modelos eran más grandes, lujosos y potentes. El Thunderbird de segunda generación ofrecía como novedad cuatro plazas, perfecto para vivir las fiestas romanas. Desde luego uno de los grandes coches de la dolce vita.

Flaminia SS Zagato (1964)

Otra maravilla de aquellos coches de la dolce vita que pasó por el garaje de Mastroianni. A principios de los sesenta Lancia era una marca de gran prestigio, y en 1964 el actor se compró un Flaminia Super Sport Zagato. Años después regaló a Catherine Deneuve un Maserati Ghibli por su cumpleaños. Otro playboy de la época, el príncipe Aly Khan, se mató al volante de un Flaminia Touring en París.

¡Valora este artículo!
[Votos: 10 Media: 3.8]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

Te recomendamos

  • 2017, un año interesante en el sector automovilístico cargado de grandes lanzamientos

    Emocionados, esta es la palabra que mejor describe nuestras sensaciones acerca del presente año al ver la cantidad de...

  • frontales
  • Los frontales más radicales: top 10 miradas que muerden

    El nuevo BMW Serie 4 ha dado mucho que hablar por su nuevo diseño, especialmente su parte delantera. Son muchos los...

  • subastas de verano
  • Subastas de verano: el top 10 de las ventas más caras

    Los eventos en Monterey se han suspendido, pero las subastas de verano de RM y Bonhams demuestran que muchos siguen...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

COOKIES PROPIAS

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

Revistacar.es + info

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

COOKIES DE TERCEROS

Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

Analíticas

Google.com + info

A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

Publicitarias/Publicidad programática

AdServer + info

Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

Webads.es + info

La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

Guardar Configuración