- Publicidad -

Puede que a más de uno ya se le haya olvidado que ABT Sportsline trabaja con todo el Grupo VAG, y eso incluye, además de Audi y Volkswagen por supuesto, a SEAT y Skoda. Hace poco nos presentaban su “Rey León” de 370 CV y ahora arriman el hombro con la marca checa. Y es que han decidido darle más alegría al motor del Skoda Kodiaq, el SUV más grande de la casa. Un coche con nombre de oso, que ahora es algo más salvaje con esa dosis extra de caballos. ¿Por qué no poder ir a por los niños al cole con más energía?

En ABT han pensado en esos padres de familia que quieren poder darle un chispazo a sus coches de batalla. En este caso el Skoda Kodiaq y sus siete plazas ha sido el elegido por el preparador alemán. Para el SUV checo ofrecen todo un paquete de mejoras en su gama de motores, empezando con su motor 2.0 TSI gasolina de 180 CV y 320 Nm de par, que con su kit de rendimiento entrega 216 CV y 360 Nm de par. En el caso del diésel, el 2.0 TDI de 190 CV se eleva hasta los 215 CV y los 440 Nm de par, 40 Nm más que antes.

Skoda Kodiaq by ABT

Y si nos hemos quedado más abajo en la gama de motores no hay problema, ABT también ha pensado en esos Kodiaq. El motor de 150 CV diésel puede ser mejorado para que sus dos litros rindan 180 CV y ganen 40 Nm de par llegando hasta los 380 Nm. Si lo que buscas son cambios mecánicos no hay nada anunciado por parte de ABT Sportsline, ni en chasis ni en suspensión. Lo que si se nos ofrece es la oportunidad de darle un toque más guerrero gracias a esas llantas de nueva factura, que pueden ser de entre 18 y 21 pulgadas. Quizás ABT se esté reservando para la llegada oficial del Skoda Kodiaq RS, un coche que antes de su debut oficial, ya se ha coronado como el SUV de 7 plazas más rápido en Nürburgring.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce + 5 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.