Parece que el mercado de los deportivos eléctricos no para de crecer, ¿será la nueva moda después del SUV? No lo sabemos, pero algo si que está claro, que las marcas cada vez están pensando más en la tecnología eléctrica. Hoy te traigo la noticia de un nuevo miembro del segmento de los eléctricos que se ha engendrado en China, pero que llegará a Estados Unidos. Te presento al Quantu k50.

CH-Auto y Mullen Technologies, un distribuidor y fabricantes de coches eléctricos con sede en California, ha firmado un acuerdo para producir el Qiantu K50 desde 2020 utilizando un mix de componentes locales e importadas.

El Qiantu K50 tiene un motor 100% eléctrico capaz de producir hasta 300 kW (402 CV) de potencia, utilizando paneles de fibra de carbono para la carrocería, así como utilizar el aluminio en su estructura general.

Todavía no sabemos cuando llegará a producirse, pero Mullen comenzará a aceptar “un número de reservas limitado” para 2019. Tampoco tenemos palabra alguna sobre su precio, pero Mullen promete que el Qiantu K50 tiene un “coste bastante adsequible”. Se entiende que este será vendido directamente a los clientes de forma directa y a través de internet.

Según el medio Automotive News, Qiantu fue fundada en 2015 por CH-Auto. El K50 actualmente se está desarrollando en la planta de Suzhou, el cual puede producir hasta 50.000 coches al año. Las ventas del Qiantu K50 comenzarán en agosto del año que viene, por un precio de 149.000 dólares. Su rival directo será el Tesla Roadster, el deportivo de la marca de Elon Musk.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.