Adria Sonic 710SC Supreme a prueba ¿Qué ocurre cuando mandas a un experto en deportivos 3 días en autocaravana?

ACTUALIDAD MOTOR PRUEBAS VIAJES

Prueba Adria Sonic 710SC Supreme. ¿Qué ocurre cuando mandas a un experto en deportivos a pasar 3 días en autocaravana?

RevistaCAR 15 de octubre, 2020 | Tiempo de lectura 15 min

Nunca me he sentido atraído por las autocaravanas. Jamás. No obstante, hay que probar de todo en la vida así que cuando me propusieron hacer esta prueba, no dudé en decir que sí aunque esto implicase salir de mi zona de confort. Aunque quizás “salir de la zona de confort” no sea la expresión más adecuada en este caso, dado que mi estreno en este universo es con uno de los modelos más exclusivos, amplios, equipados y confortables del mercado: la Adria Sonic 710SC Supreme, un vehículo de referencia en el sector al que no le faltan atributos.

Adria Sonic 710SC Supreme, un apartamento sobre ruedas con vistas adónde tu elijas

La Sonic 710SC Supreme es prácticamente el tope de gama del fabricante esloveno Adria (tan sólo superada por la 810 de doble eje). Se trata de un modelo de carrocería integral con dimensiones de pequeño autobús que mide 7,5 metros de longitud y está basado sobre la base de la Fiat Ducato. A pesar de ello dispone de un peso y configuración que le permiten conducirla con el carné B la que la abre a un gran abanico de potenciales usuarios.

Adria Sonic 710SC Supreme puesto conducción

A nivel estético destaca por ser de color gris y por tener algunos vinilos laterales de decoración en negro, así como una máscara frontal que incorpora las ópticas integradas. No es que sea preciosa pero al fin y al cabo es un vehículo de recreo. En cualquier caso opino que es bastante más agraciada que las típicas autocaravanas de toda la vida, de color blanco frigorífico y con aspecto de caracol con ruedas. Lo más importante, sin embargo, es lo que encontramos de puertas para dentro, pues la Adria Sonic 710SC Supreme es un verdadero hogar rodante.

Grande por fuera, espaciosa, bien resuelta y luminosa por dentro

Y es que resulta que efectivamente, la Sonic es tan amplia por dentro como por fuera, algo que se puede comprobar nada más acceder a su interior. Accedemos por la puerta lateral derecha. Ésta se sitúa en la mitad delantera del vehículo y dispone de un escalón de accionamiento eléctrico que facilita el acceso al salón comedor.

Este espacio está dominado por una mesa de comedor modulable alrededor de la cual encontramos un sofá en forma de L, una cocina completa con 3 fogones e incluso un horno, y también una nevera bastante grande con congelador incorporado. Naturalmente, el espacio salón dispone también de un sinfín de armarios y cajones con mucho espacio para guardar todo lo que podría necesitarse en cualquier casa.

Adria Sonic 710SC Supreme interior

Sobre las plazas delanteras- que giran 180º para orientarse a la mesa de comedor, se encuentra una cama de matrimonio que baja del techo automáticamente con sólo darle a un botón. Seguramente a quien tenga experiencia en autocaravanas esto le parecerá algo normal, pero yo lo encuentro fascinante.

Una vez pasamos a la parte posterior, lo primero que nos encontramos es un baño pequeño pero funcional frente al que se encuentra una ducha de razonables dimensiones. Finalmente encontramos una cama de matrimonio también de buenas dimensiones que domina la “habitación principal” en donde no faltan ni armarios ni una tele. Además, este espacio dispone de varias ventanas al exterior y puede convierte en suite con solo abrir la puerta del baño. Es decir, la puerta que cierra el baño, cuando la abres 90º, sirve para cerrar la habitación.

Adria Sonic 710SC Supreme cama

El inconveniente es que o bien tienes una habitación suite con el baño abierto dentro de la misma, o bien tienes el baño cerrado con la habitación abierta hacia el salón. Finalmente, en la parte inferior de la habitación se encuentra un grandísimo compartimiento al que se accede desde el exterior de la bici donde caben sillas, una mesa de camping, bicicletas, o hasta un niño que se porte mal si fuera necesario. En definitiva, la Adri Sonic Supreme 710SC es más amplia y digna que muchas viviendas convencionales de nuestro país.

3 días viviendo en la Sonic 710SC Supreme

Como siempre, para hablar de un vehículo nada mejor que probarlo durante varios días. Así que tras la primera toma de contacto, empieza la experiencia de verdad vivida desde dentro, nunca mejor dicho, durante 3 días. Por delante un fin de semana con mi incansable compañera Baiba que hemos decidido pasar en el parque natural del Delta del Ebro.

Adria Sonic 710SC Supreme frontal

De modo que sin más dilación es hora de arrancar motores, abandonar Barcelona y poner rumbo al sur catalán para disfrutar de las bondades de la Sonic. Es viernes por la mañana y tenemos hasta el domingo por la noche para hacer lo que nos plazca. Las sensaciones al volante son instantáneamente bastante buenas considerando el tipo de vehículo. La posición de conducción es comodísima y la visibilidad máxima. A pesar de las dimensiones, la maniobrabilidad y facilidad de uso son sorprendentes. Además, la cámara trasera facilita muchísimo las maniobras marcha atrás. Solo hay que adaptarse un poco al gran tamaño, pero uno se hace rápidamente a las dimensiones.

Una verdadera vivienda como cualquier otra, pero con ruedas

El primer trayecto tras recoger la Sonic nos lleva directamente al supermercado donde aparco fácilmente atravesado ocupando 5 plazas de turismo. Nuestro objetivo es comprar lo que sea para ser totalmente independientes en nuestro nuevo hogar. Ya tenemos ropa, utensilios de comida varios, kit de baño, etc. Así que solo nos falta comprar comida y bebida. Un poco de salmón, jamón ibérico, quesos varios, cerveza y buen vino. Realizada la compra y una vez hemos distribuido todos los productos por los armarios de “la casa” ya podemos irnos adónde sea. No nos falta de nada, ahora solo debemos elegir una bella ubicación una vez lleguemos al Delta. El trayecto en general es muy plácido.

Adria Sonic 710SC Supreme conducción

Aunque en el último tramo de autopista  antes de llegar a nuestro destino, por L’Hospitalet de l’Infant, el viento lateral es fuertísimo, algo que se sufre mucho  al volante. El gran lateral hace de vela y los bandazos que sufro me hacen sudar para mantenerme en el carril. En estas condiciones conducir una autocaravana

es delicado y hay que estar totalmente concentrado para mantener el control absoluto. Por suerte al rato disminuye la intensidad del viento, y cuando por fin llegamos a destino casi ha parado totalmente.

1ª noche: Descubriendo la mejor parte del caravaning

Dicen que lo importante en la vida no es saber, sino conocer a quien sepa. Y es gracias a eso que pese a ser un caravanista nulo me he instalado en el móvil una fantástica app de campistas profesionales que se llama park4night y que te dice en qué sitios puedes pasar la noche con tu caravana así como un sinfín de reseñas de usuarios. Es así como decidimos pernoctar en “un maravilloso y poco concurrido paraje rodeado de naturaleza y aves a orillas del delta. Hay mosquito”. Es así como ubicamos la Sonic al borde del agua, en un parking situado en el Goleró, en la parte norte del Delta.

Adria Sonic 710SC Supreme

Hay mosquitos efectivamente, pero eso nos es un problema. Tenemos las ventanas abiertas pero las mosquiteras que incorporan las mismas impiden la entrada de los indeseables. Mientras escuchamos buena música en el equipo de audio del vehículo, mi mujer cocina un salmón al estilo letón, mientras contemplamos a la vez como se pone el sol. No me da vergüenza decir que estamos disfrutando. La puesta de sol, el olor a cena casera, acompañadas por la agradable luz de la cabina y una copa de vino se traducen en una velada perfecta.

En múltiples ocasiones he renegado de las Autocaravanas sobre todo al encontrármelas por carreteritas ocupando carril y medio. Pues bien. Por primera vez, esta Adria consigue darme un nuevo punto de vista mucho más positivo y de este tipo de vehículo… No me escondo: en la Adria Sonic 710SC Supreme me encuentro tan a gusto.

Adria Sonic 710SC Supreme ventana

Tras una cena agradable y un día que valoraría como notablemente bueno, nos retiramos a dormir. Fuera hace incluso frío, por ello recurrimos a la climatización durante la noche. El panel de control de la temperatura interior es muy intuitivo y fácil de usar (también el resto de paneles de control son igual de intuitivos), y el sistema de calefacción por radiador es muy efectivo. Aunque no lo requerimos, también hay aire acondicionado central.

El caso es que durante la primera noche dormimos muy bien. El colchón es cómodo, y el silencio y la paz del lugar se traducen en un descanso maravilloso. Y para empezar el segundo día, nada mejor que ver salir el sol sobre el Mediterráneo desde la orilla del delta mientras te tomas el café recién hecho con una de tus tazas de la colección dictadores del mundo. Y todo sin “salir de casa”.

2ª jornada y los primeros errores del novato

La Adria Sonic 710SC Supreme puede ser una autocaravana magnífica, pero tiene unos inconvenientes de los que no se escapa. Tras hacer un uso del agua limpia como haríamos en casa, -cocinar, limpiar platos, ducharnos, etc, parece que algo va mal. Nada más arrancar empieza a sonar una alarma que quizás me dijeron de qué era, pero no debí retenerlo en mi memoria. Una vez miro el manual entiendo que nada va mal. Sencillamente el depósito de aguas sucias está lleno.

Adria Sonic 710SC Supreme trasera

Así que toca buscar una alcantarilla para vaciar. En menos de 24h ya se ha llenado y obviamente no está permitido vaciarlo en cualquier parte. Así que toca recorrer medio Delta para encontrar un punto donde poder vaciar. Una vez realizada la tarea con un simple accionamiento de grifo, se detiene la alarma y podemos reanudar la marcha. Y mientras buscamos un segundo sitio donde dirigirnos, aprovecho para probar las prestaciones como haría con cualquier otro vehículo.

Comportamiento dinámico y prestaciones

Normalmente este es el aspecto de cualquier vehículo al que más atención dedicaría pero obviamente hoy no es el caso. La Sonic se comporta “bien” considerando lo grande que es, aunque el nivel de insonorización es muy inferior al de cualquier turismo. Nada que no se pueda solucionar subiendo el volumen del más que correcto equipo de sonido que equipa el vehículo.

Adria Sonic 710SC Supreme carretera

A nivel de prestaciones, diré que son más que suficientes para mover el vehículo con soltura. En cuanto a datos del 0 a 100km/h, capacidad de frenada, o paso por curva tengo que decir que no puedo aportar un análisis preciso dado que al intentar profundizar en este aspecto empezaron a escucharse ruidos de platos, vasos, paellas y otras cosas chocando entre sí y tuve que abortar misión. Supongo que este tampoco es un aspecto clave a la hora de probar una autocaravana pero mi profesionalidad me obligó a intentar ser exhaustivo.

Disfrutando del Delta del Ebro

Viendo que cuando mejor se disfruta el vehículo es estando parado, optamos para buscar nuevas y bellas ubicaciones para hacer vida casera con vistas privilegiadas durante el día. Para ello nos dirigimos a la playa del Trabucador, un lugar emblemático del Delta pues se trata de una playa muy alargada que tiene mar a ambos lados. Allí pasamos casi el resto del día comiendo, bebiendo, jugando a cartas y no haciendo nada. Supongo que ser caravanista también es esto.

Una última noche con invitados

Para la última noche, tras movernos a una nueva ubicación con vista panorámica para pernoctar, recibimos a otra pareja como invitados a nuestra casa Incluso se quedarán a dormir.  En el exterior hay más mosquitos que el día anterior, pero por espacio no hay problema en permanecer los 4 dentro de la Sonic. Aunque sin poder movernos demasiado, pasamos una velada estupenda con vistas increíbles. Para dormir, desplegamos la 2ª cama de matrimonio del techo, y arreglado.

Confort y placer con algún inconveniente al que hay que acostumbrarse

Un nuevo día nace con un amanecer maravilloso que apreciamos sin ni siquiera salir de la cama y con el cantar de las aves. Esto es un verdadero placer. Tras el café de la mañana, nos damos un paseo por los alrededores, algo que a esa hora sólo puedes hacer si has dormido allí. A nuestro alrededor hay unas cuantas autocaravanas más, pero hay que reconocer que nadie ha hecho ruido ni ha molestado. Parece que el respeto en este mundo está bastante presente.

Adria Sonic 710SC Supreme cocina
Nuestro colaborador Dani Blasco a veces cuida su dieta

Tras el paseo de buenos días, nos ponemos en marcha por última vez. No obstante, vuelven a sonar alarmas. En esta ocasión resulta que vuelve a estar lleno el depósito de aguas grises, también el de negras, y no queda agua limpia en el depósito para poder lavar los platos. Supongo que tendría que haber calculado esa posibilidad el día anterior y vaciar unos depósitos y llenar el otro. Pero no lo he tenido presente.  Así que me toca buscar de nuevo un sitio específico donde descargarlos. Y esta vez me toca sacar a mano hasta el depósito de aguas negras. Yo no sirvo para esto.



Así que una vez concluida esta misión tras dar bastantes vueltas para encontrar el sitio de descarga,  concluyo que es hora de poner punto final a mi experiencia. Hoy pararemos a comer en un buen restaurante convencional, y de allí a casa.

Adria Sonic 710SC Supreme prueba

Estar como en un hotel de 5 estrellas, o casi

Sinceramente, para considerar mis prejuicios previos y gratuitos hacia el mundo del caravaning, puedo decir que mi primera experiencia en este mundo ha resultado bastante positiva. No cabe duda que el hecho de estrenarse con un vehículo tan cargado de equipamiento, confort, y calidad como la Adria Sonic 710SC Supreme ha ayudado mucho.

En algún momento he llegado a sentirme en el mejor hotel del mundo gracias al confort y el entorno. Jamás había disfrutado de un lugar como el Delta como estos días. Sin embargo ni uno de los mejores modelos del mercado me ha salvado de hacer tareas como reponer agua limpia o vaciar las sucias. Manualmente. Quizás sea tan sencillo como adaptarse a esas pequeñas cosas, pero también es así de sencillo que yo no lo haré nunca.

¿Venderá el 911 para hacerse con una autocaravana 5 estrellas? Sigamos leyendo…

La Adria Sonic 710 SC Supreme es en efecto una magnífica autocaravana, no cabe duda, una opción interesantísima para los amantes de este tipo de vehículos que incluso puede proporcionar una gran experiencia puntual extraordinaria a alguien que simplemente busque vivir la libertad que proporciona.

Como anécdota, en mi última parada antes de llegar a Barcelona, se me acerca un señor y me dice “qué pasada la 710SC, mi sueño es poder tener una un día”. Ya había vivido situaciones así, pero estando al volante de deportivos exclusivosSeguramente deba estar al volante del Porsche de las autocaravanas.

 A nivel personal, reconozco que la experiencia a bordo de esta Adria Sonic 710SC me ha resultado positiva y enriquecedora – a mi mujer le ha gustado más que a mi.  En algún momento de verdad que me he sentido casi como en un hotel de 5 estrellas. Por eso puedo entender quien quiera pagar los 92.200€ que vale. Sin embargo, yo pienso en esa cantidad y sólo me vienen a la cabeza en los deportivos que me compraría así como las noches en auténticos hotelazos que me podría pagar con el dinero sobrante. Y si me dan a elegir, lo tengo claro… Aunque supongo que también es por eso me dedico a probar vehículos para “CAR” y no para “Autocaravana”.

Por: Dani Blasco

Otras pruebas de Dani Blasco:

Prueba Lamborghini Huracán EVO Spyder RWD

Prueba Porsche 911 Safari by Julià911

Escapada por Mallorca en Audi RS 2

¡Valora este artículo!
[Votos: 28 Media: 4.4]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

Te recomendamos

  • Prueba BMW Serie 8 Convertible, a donde vamos no necesitamos techo

    No hubo Serie 8 cabrio de la serie E31 allá por los noventa, así que BMW ha cogido el DeLorean y ha regresado al futuro...

  • Prueba BMW X2 M35i, el último ingrediente para una receta perfecta

    Hace un año tuvimos la ocasión de probar el nuevo SUV coupé compacto, el BMW X2. Ya nos sorprendió por su comportamiento...

  • ST 2019 CAR
  • Prueba Ford Focus ST 2019, corazón Mustang con 280 CV

    Nos hemos desplazado hasta Niza para probar la versión más radical del compacto americano, el Focus ST 2019. No obstante...

  • >

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

COOKIES PROPIAS

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

Revistacar.es + info

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

COOKIES DE TERCEROS

Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

Analíticas

Google.com + info

A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

Publicitarias/Publicidad programática

AdServer + info

Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

Webads.es + info

La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

Guardar Configuración