Nuevo Defender y Defender clásico: el hijo conoce al padre

CARRUSEL

Nuevo Defender y Defender clásico: el hijo conoce al padre

RevistaCAR 7 de noviembre, 2020 | Tiempo de lectura 10 min

Cambiamos sin darnos casi cuenta. De un año para otro, de una generación a otra, pero ¿son esos cambios a mejor? El último icono del mundo del automóvil que ha cambiado drásticamente es el Land Rover Defender, estandarte del mundo offroad que ha vuelto cuatro años después como una revolución. ¿Pero cuánto ha cambiado? Para eso nada como ponerlo junto al Defender en su forma original.

Nuevo Defender vs clasico

Seis años de diferencia, decenas en apariencia

Empecemos por la capa superficial, ya que uno no se convierte en icono así como así, la estética siempre manda. Y en el Defender era casi de caja. Formas cuadradas, robustas y mucho ángulo casi recto para un todoterreno muy eficaz fuera del asfalto.

Lo que no ha cambiado es el formato, carrocería 90 o 110 también en el nuevo Defender, que variará unos cuantos miles el precio de partida y de la versión.

Sin embargo, en el anterior Defender había más variaciones. Era un coche de trabajo en sus inicios, aunque se apropiara de él la burguesía inglesa y de otros países, y aunque podías llevar tu Defender «largo» para ir de caza con accesorios de picnic y hasta 5 personas, también los había pick-up.

Es el caso de la unidad que gracias a Sttoon Automotive, en Madrid, tenemos hoy como referente para ver de donde viene el nuevo Defender y en qué se ha convertido. Es un modelo de 2014, pero quién lo diría viendo su parrilla plana y sus faros redondos sobre ese morro cuadriculado, rebosante de encanto y nostalgia.

No es el único Land Rover con sabor añejo presente, Sttoon Automotive es especialista en preparación, reparación y sobre todo restauración de Land Rover y otros 4×4 de la «old school». El más llamativo, un Land Rover Santana Serie IIa, en un precioso gris oscuro y digno de haber salido de Land Rover Classic Works.

Preguntamos a Roberto, gerente del taller, que le parece el nuevo Defender y nos dice que le gusta pero «no lo tenían que haber llamado Defender». Curiosas palabras, pero para los fanáticos de la marca el legado es importante. Nuestra prueba en Namibia dejó claro que es 4×4 duro y preparado, y aunque ya no tenga nada que ver bajo la piel, al César lo que es del César.

Un 4×4 más cómodo, pero igualmente eficaz

Ese día no teníamos tiempo de probar ambos modelos por trialeras, pendientes con un 25% de inclinación o grandes charcos de barro, pero queríamos dar un paseo por el campo para apreciar como es cada uno.

El nuevo Defender es un compendio de tecnologías al servicio de que el conductor avance por cualquier terreno sin esfuerzo, con precisión y eficacia. Para ello, no solo un nuevo chasis con carrocería monocasco ha sido desarrollado, también se ha evolucionado al Terrain Response II.

Este sistema permite elegir entre varios modos de conducción offroad como nieve, barro, rocas o arena, incluso configurar un modo, ajustando el tacto del motor, del cambio, del control de tracción y estabilidad, todo en pos de la capacidad de avanzar por cualquier terreno.

En cambio en el Defender original tenemos un chasis sencillo diseñado para el campo, de travesaños y largueros con carrocería sencilla y una caja de cambios con reductora y tracción total. Aquí en los obstáculos hará falta mucha decisión, cabeza y a veces inercia.

El camino de tierra por el que avanzamos está algo roto por las lluvias, pero la suspensión neumática del Defender 2020 se traga los baches para que no los notemos en su sofisticado pero ergonómico interior. Es la comodidad máxima en el campo.

Por le retrovisor digital vemos botar cada dos por tres al Defender pick-up, pero avanzando sin miedo igual de rápido que nosotros. Equipa un motor diésel, el mítico TD4 de 2.2 litros de 122 CV, listo para la acción pero no muy refinado.

Nosotros llevamos el bloque de 2.0 litros de 240 CV con cambio automático de 8 velocidades. La gama dispone de potencias entre los 200 y 404 CV, esta última una versión híbrida enchufable. Y ya hay rumores de un V8 en camino…

Es un bloque muy trabajado, con un empuje más que sobrado para las más de dos toneladas del Land Rover Defender. En carretera el nuevo Defender hace todo lo que no hacía el anterior, ser sosegado, poco ruidos y darnos un viaje placentero, casi de SUV moderno.

¿Es el nuevo Defender un digno sucesor?

Aunque el Defender nuevo haya cambiado totalmente para volver en estos tiempos de grandes avances, ofrece mejor que nunca la filosofía de Land Rover, pudiendo elegir entre un Defender muy equipado para la aventura con sus infinitos packs y accesorios, o uno más civilizado para un uso mixto o más urbano y de viaje.

Las formas han cambiado indudablemente, no verían con buenos ojos seguir pasando pruebas de atropello con esos ángulos, y se han suavizado pero sigue siendo de aspecto rudo, fuerte y emanando sabor a diversión offroad. El tiempo será el que dicte si el cambio es un éxito o si hay que buscar uno original de segunda mano.

¡Valora este artículo!
[Votos: 3 Media: 5]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

Te recomendamos

  • Prueba Land Rover Defender 2020, el rey del offroad ha regresado

    Finalmente, después de mucha charla y muchas propuestas abortadas, aquí está la nueva versión del coche que inició la...

  • Land Rover Defender Works V8 Trophy, hora de aventuras

    La división Classic de Land Rover está construyendo 25 Defenders de última generación con todo lo que puedas imaginar...

  • Land Rover Defender V8, al barro con 525 CV

    Nos encantan estas combinaciones de máquina definitiva offroad y motor grande. La historia de Land Rover y los V8 viene...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

COOKIES PROPIAS

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

Revistacar.es + info

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

COOKIES DE TERCEROS

Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

Analíticas

Google.com + info

A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

Publicitarias/Publicidad programática

AdServer + info

Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

Webads.es + info

La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

Guardar Configuración