- Publicidad -

Desde el circuito más exigente del mundo directo a la carretera: Nunca antes Mercedes-AMG había reunido tanta tecnología heredada directamente de los circuitos en un vehículo de producción, el nuevo AMG GT R. La poderosa mecánica sorprende, hablamos de un V8 twin-turbo con una potencia máxima de 585 caballos a 6500 rpm y par máximo de 700 NM entre 1900- 5500 rpm, la suspensión ampliamente modificada, la nueva aerodinámica y la construcción ligera inteligente sientan las bases para una experiencia de conducción especialmente dinámica.

La elección del exclusivo color “AMG green hell magno” no es producto del azar, ya que casi durante toda su fase de desarrollo ha estado rodado en el “infierno verde” del circuito de Nürburgring . El nuevo AMG GT R ha sufrido una ampliación en los alerones de la parte delantera y trasera, importando la calandra del GT3, que le dota de un agarre óptimo e incluso de un incremento de la velocidad en paso por curvas.

Agilidad y estabilidad: dirección activa en las ruedas traseras

GT R

El nuevo AMG GT R es mucho más sensible en los cambios de dirección gracias a una dirección activa en las ruedas traseras, novedad dentro de los modelos Mercedes- AMG. El sistema ofrece una combinación perfecta entre agilidad y estabilidad.

Por encima de 100 km/h, las ruedas traseras giran en la misma dirección que las delanteras. La ventaja del AMG GT R es mucho más ágil en las curvas, lo que se traduce en un mayor placer de conducción y menos esfuerzo en la dirección- especialmente en carreteras pequeñas y sinuosas, estrecho circuitos en los que haya múltiples cambios de dirección, o a la hora de realizar eslalons. Otros beneficios como una mayor maniobrabilidad y un radio de giro más pequeño en situaciones de conducción cotidianas- tales como darse la vuelta o a la hora de estacionar.

El corazón de la “bestia del infierno verde”

GT R

El nuevo AMG GT R ha sido diseñado con el circuito en mente como su hábitat natural. El desarrollo ha sido inspirado en la experiencia obtenida por su hermano mayor que compite en la GT3 series y en el DTM. Números como 0-100 en 3,6 segundos y una velocidad máxima de 318 km/h, combinado con una dinámica de conducción excepcional, se traduce indudablemente en un rendimiento en circuito espectacular.

El nuevo sistema de tracción del nuevo AMG GT R al más puro estilo racing. El nuevo sistema AMG TRACTION CONTROL  permite al conductor preseleccionar el deslizamiento sobre el eje trasero en una configuración con nueve posibles niveles. Como el actual AMG GT3 de competición,  aísla el agarre en las ruedas motrices y no afecta a la estabilidad proporcionada por el sistema ESP. El nivel 1 está programado para conducir en pavimento mojado dotando al conductor de una sensación constante de seguridad incluso en las peores condiciones.

Interior de competición

 

GT R

Para proporcionar al conductor del nuevo AMG GT R de unas condiciones ideales para conducir, el interior también está inspirado en el automovilismo. Extremadamente ligero y versátil, dentro encontramos unos  asientos tipo “bucket” tapizados en cuero napa y microfibra DINAMICA que viene de serie en esta versión. Ofrecen un apoyo lateral brillante si nos animamos a llevar el coche a los límites del circuito proporcionando una alta sujeción.

La instrumentación se compone de cuatro orificios de ventilación de tipo reflector central y las rejillas de ventilación individuales en los extremos derecho e izquierdo del tablero de instrumentos continúan con el espíritu de competición de AMG.

GT R

El nuevo AMG GT R llega dando un golpe en la mesa reclamando su sitio en el olimpo de los superdeportivos modernos que saciará los deseos de todo adicto a los “track days”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

doce + dos =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.