¯Aunque vimos una versión GTR del Senna hace un año, era solo un prototipo del que ahora conocemos su versión final, la cual ha debutado este fin de semana en su territorio, en circuito. Y es que se ha celebrado el 77th Goodwood Members’ Meeting, donde McLaren ha mostrado por primera vez al público el Senna GTR la versión solo de circuito del último miembro de las Ultimate Series.

Todo un portento del paso por curva, con aun más carga aerodinámica que la versión de calle y por supuesto más potencia, un coche casi de carreras cliente, enfocado solo a la pista, aunque habrá que ver si algún caprichoso quiere homologarlo para la calle como con el P1 GTR.

Además en este debut público el Senna GTR estaba muy bien acompañado por otros modelos de Woking. Y es que como siempre, el Goodwood Members Meeting nos deja estampas únicas, en este caso con los cuatro últimos modelos de la Ultimate Series juntos, empezando por el Senna GTR, uno normal, un P1 GTR y otra rara avis, el F1 XP5.

El McLaren más extremo: Senna GTR

Al igual que el P1 GTR, este es el resultado de coger el Senna normal y olvidarse de las normas de homologación, dando como resultado un coche aún más picante. El peso se reduce aún más, hasta los 1.188 kg en vacío, y el motor se incrementa de potencia hasta los 825 CV, 25 más que el V8 biturbo de 4.0 litros normal. Esto se consigue eliminando el segundo catalizador del sistema de escape y reajustando la electrónica.

Pero es sin duda en al aerodinámica donde más destaca el GTR, con un rediseño de sus apéndices y ajustándolos para ofrecer la máxima carga aerodinámica en circuito. Solo así han podido aumentar en 200 kg el downforce, pasando ahora a generar 1.000 kg. Además la gestión de los turbos ha cambiado, para que el Senna GTR ofrezca mejor respuesta a bajas velocidades. McLaren asegura que a pesar de su vertiginosa capacidad para ir rápido, el Senna GTR será manejable para el 95% de los afortunados que puedan ocupar su asiento con homologación FIA.

Senna GTR

Este GTR puede generar la misma carga aerodinámica que el Senna normal a velocidades un 15% inferiores, lo que se traduce en un mayor agarre a alta velocidad, más estabilidad y confianza al volante a media y baja velocidad.

Comparado con el concept el GTR modifica su difusor, un frontal que permite un mayor flujo de aire y un nuevo splitter, así como nuevos elementos aerodinámicos, especialmente su nuevo alerón trasero al estilo LMP1 de Le Mans, que une los aletines laterales con la parte trasera del coche.

Senna GTR

También es más bajo que la versión normal y lleva neumáticos más anchos en unos ejes aún más anchos, 77 mm delante y 68 mm detrás, con llantas de 19 pulgadas que alojan unos discos de frenos más grandes que los del 720S GT3.

Por dentro el Senna GTR solo se podrá elegir con el volante a la izquierda, con un sistema multimedia específico y un display de carreras para la instrumentación. Tampoco falta un volante de extracción rápida al estilo GT3 y una pantalla para la cámara frontal y trasera. Como coche solo de circuito incluye una radio, cascos para comunicarse, un extintor y un registrador de telemetría Racelogic. El volante tiene botón de limitador para pit-lane. Solo se harán 75 unidades, a más de un millón de euros sin impuestos cada una, comenzando las entregas en Agosto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 × tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.