El rey deja el trono. Pero temporalmente. El CEO de Rolls Royce Motor Cars, Torsten Müller-Ötvös, anunció que la prestigios versión del modelo Phantom dejará de fabricarse a lo largo del año. El motivo no es otro que introducir en los próximos modelos la nueva arquitectura en aluminio que están desarrollando, para que en 2018 los vehículos producidos la incorporen. También anunció que el Phantom Coupé y Drophead Coupé llegará a su fin, no sin antes producir una edición especial de 50 unidades que llevarán el nombre de Phantom Zenith. 

La séptima y actual generación del Phantom vio la luz en Goodwood en 2003, siendo la clave del resurgir de la marca. El Rolls Royce Phantom VII, magnífico ejemplo de las mejores características de la marca Rolls Royce, como la elegancia y la identificación con el summum del superlujo, está llegando al final de sus días. Sabiendo que su producción llega a su fin, los coleccionistas de todo el mundo deberán afilar sus cuchillos para hacerse con alguna de las 50 unidades de colección que saldrán como despedida. Serán las versiones Coupé y Drophead Coupé , que recibirán el nombre de Rolls Royce Phantom Zenith. 

Rolls Royce Phantom

Müller-Ötvös ha declarado sentirse «muy orgulloso e ilusionado de anunciar que pronto llegará un nuevo Phantom más contemporáneo, aún más atractivo, con innovaciones en materia de diseño y tecnologías de última generación. Cualquier nueva versión del Phantom constituye un acontecimiento en la historia del automóvil y estamos trabajando a fondo para perfeccionar el Phantom VIII».

Durante este 2016 se podrán seguir adquiriendo el mayor referente en exclusividad y personalización en la industria del automóvil. Se seguirán fabricando unidades de ediciones limitadas y estas serán las últimas de cada serie. Como homenaje al Phantom, los miembros del equipo de diseño Bespoke de Rolls Royce Cars brindarán a sus clientes con unidades personalizadas de todas las versiones fabricadas hasta el día de hoy. Sin duda estos vehículos tan especiales requerirán la máxima preparación de los artesanos de la planta de GoodWood. 

Rolls Royce Phantom

Según Giles Taylor, director de Diseño, «Zenith será, como el propio nombre sugiere, el cénit, la cumbre, lo máximo, lo mejor de su clase, el estándar de calidad más alto que pueda conseguirse y por el que se juzgará todo lo demás. Zenith será la suma de las mejores características de los Phantom Coupé y Drophead Coupé, pero con algunas sorpresas. Esperamos que estos 50 espectaculares automóviles despierten una enorme expectación, ya que no volveremos a ver algo semejante». Algunas de estas sorpresas serán elementos nuevos en la parte trasera, como reposabrazos con imágenes granadas con láser de lugares como Villa D’Este, o Ginebra, esferas Bespoke en el salpicadero y una exclusiva versión del Espíritu del Éxtasis.