- Publicidad -

La industria americana es inmensa y variada, capaz de crear máquinas tan increíbles como el avión de combate F-22 o productos ta  vendidos como la pick-up de Ford, la F-150 Raptor. Dos símbolos de la primera potencia mundial que ahora se unen bajo esta edición especial y única del popular vehículo de cuatro ruedas, el que no vuela, creando el Ford F-22 F-150 Raptor, cuyo motivo de creación no es otro que su subastapara la Asociación de Aviones Experimentales AirVenture Oshkosh.

Al ser un modelo tan radical, exclusivo y con motivos benéficos, la venta del F-22 F-150 Raptor se cerró en 300.000 dólares, los cuales fueron a parar a la asociación Young Eagles.

Estamos ante un F-150 Raptor muy especial al que se han ocupado de darle un look de caza combate. Pintado en ese color gris con tonalidades diferentes, añaden vinilos de F-22 y elementos modificados como sus luces delanteras, su calandra con un avión acoplado y otros detalles. Lleva una barra de iluminación LED en el techo y nuevas llantas forjadas de Innov8 Racing y neumáticos para conducción off-road.

Tambien se ha modificado la salida de escape, ahora deportiva cortesíade Borla, se han incluido estribos retráctiles, luces LED y la caja de carga lleva el suelo protegido con productos LineX.

Por dentro esta ﹰFord F-150 Raptor no es un avión de combate pero casi. Lleva una tapicería de cuero de nueva factura aderezada con detalles de F-22 así como un sistema de sonido de alta fidelidad Kicker de 1.500 W.

No podría ser una edición especial a la americana sin un motor acorde. El Ford F-22 F-150 Raptor lleva el motor V6 EcoBoost de 3.5 litros potenciado hasta los 545 CV, 95 más que el modelo estándar, además de 895 Nm. Para esta ganancia de potencia Ford ha necesitado instalar un sistema de doble turbo Whipple y un nuevo intercooler. También recibe una nueva suspension con amortiguadores Fox bypass de compresión ajustable.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dieciseis − 2 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.