Comparativa: Mercedes Clase E - Jaguar XF - Lexus GS300h

COMPARATIVAS

Comparativa: Mercedes Clase E – Jaguar XF – Lexus GS300h

RevistaCAR 30 de agosto, 2016 | Tiempo de lectura 5 min

COMIENZA LA COMPARATIVA EN EL MERCEDES

Entremos en la materia de esta comparativa, y es que el Mercedes apetece conducirlo. La combinación de lujo y eficiencia que promete su mecánica puede ser la piedra filosofal del sector. El nuevo motor suena me­nos que el anterior 2.2 litros, ya que ese era un punto débil de la mecánica que aun monta el resto de la gama Mercedes, pero si­gue sonando a diésel, y es que aunque Mercedes hace maravillas, no hace milagros. La entrega de potencia es buena, y el cambio mueve con rapidez las marchas para ir siempre bajos de vueltas aunque con buena respuesta. Su par motor es bueno (400 Nm), pero se ve superado por los 430 Nm del Jaguar, más ágil en todo momento. Todo tiene un precio, y en esta búsqueda de la perfec­ción el Clase E ha perdido algo de refinamiento. Ya no pilotamos la alfombra mágica de otras generaciones, ahora se notan las im­perfecciones del camino, los baches y badenes y, con las llantas 20 de serie con el kit AMG, incluso la dirección no tiene la precisión que nos gustaría. Es un coche brillante, pero nos sorprende que su confort no sea majestuoso y que, cuando le exigimos en curvas incline más de lo debido. En cambio el interior sí lo es, y todas las plazas disfrutan de un gran espacio, el equipo multimedia y el cuadro de relojes de cristal refleja unas agujas virtuales que casi se pueden tocar con las manos. Sin tener un maletero gigante (540 litros), el Clase E cumple con su cometido para largos viajes y nos convence por la calidad de sus materiales.

mercedes comparativa


AHORA LE TOCA AL JAGUAR

El Jaguar amenaza con su atractiva imagen. La nueva parrilla frontal parece dispuesta a engullirnos, y la posición de conducción es más baja y deportiva. El motor es totalmente nuevo y lo fabrica la propia marca para todos los modelos del consorcio Jaguar-Land Rover. Con 180 CV, su mayor par motor le permite convertirse en un ágil aliado de las mejores curvas. El interior deja menos espacio por­que está enfocado a la conducción, lo que no estaría mal si este coche fuera un deportivo, pero es una cómoda berlina. Aún así no exage­remos las cosas porque se viaja estupen­damente. La pantalla táctil de pronto parece pequeña con respecto al Merce­des, y eso que el Jaguar lleva un año en el mercado. Pero el mando para controlarla es el más intuitivo del trío, y perderemos poco tiempo entre sus menús para en­contrar todas las funciones necesarias, eso sí, no tiene el efecto wow que tiene su competencia, y créenos, con un nivel tan alto, este efecto empieza a tener impor­tancia en las ventas. Afortunadamente, a los que conducimos estas minucias se nos olvidan en cuanto ponemos el modo “Sport”, enlazamos un par de curvas, y el coche sintoniza con nosotros como si condujéramos un GTI. Vaya manera de divertirnos, diríamos que es la mejor berlina del sector en este cometido, con volante, dirección, frenos, respuesta del cambio y trazada con maneras de líder, y con una confianza pocas veces vista en un coche de este tamaño y porte. El in­terior no es el más amplio, pero cuatro y sus maletas –540 litros, como el Merce­des– viajarán sobradamente cómodos y con un extra: la manera en la que absorbe este coche los baches y jun­tas de la carretera nos recuerda a los mejores Mercedes de antaño. Es todo suavidad, precisión y placer. Sorprendente, ¿verdad?

Jaguar comparativa


POR ÚLTIMO, NOS SUBIMOS AL LEXUS

Ya hace tiempo que cogemos con pinzas los datos de potencia de los modelos híbridos, porque al sumar el motor de gasolina y el eléctri­co sale una cifra muy maja, pero en realidad entre el mayor peso y la entrega de potencia, las sensaciones al volante no se corresponden con la cifra anunciada. Antes de comprobar esto nos en­canta el interior. Lexus ha dejado de lado la copia de los alema­nes y el anodino estilo japonés para buscarse su propia alma, y lo consigue. Es un lujo acertado, sin exagerar como en el Mercedes, sin escatimar como en el Jaguar, sino como uno lo espera, discreta calidad por todas partes, y con una enorme pantalla que muestra unos mapas de aspecto excelente. Lástima que el mando con el que se usa no sea nada preciso y requiera una adaptación antes de manejarlo a gusto. En marcha el cambio automático de variación continua (CVT) es cada vez mejor en su respuesta, pero no iguala los de sus rivales, y aunque nos gusta ver las letras EV en el cuadro de mandos en ciudad o carretera, que aparecen cuando muestra un funcionamiento totalmente eléctrico, si buscamos buenas presta­ciones el consumo crece y el coche no se siente muy cómodo. Es el más pesado, pero mantiene una agilidad razonable y la dirección es precisa, aunque muy suave, frena de maravilla eso sí, y aunque es el más pesado, no tiene unas inercias que entorpezcan la con­ducción. De espacio está sobrado, y es el más habitable de los tres en la trasera, y no ofrece el más maletero (solo 450 litros) porque las batería le restan algo de capacidad, pero sí un buen acceso y uso.

lexus comparativa


TOCA ELEGIR GANADOR

Llega el momento de elegir ganador de esta comparativa, y aunque nos gusta­ría que el Mercedes fuera un poco más refinado y tuviera una dirección más precisa, su rendimiento es impresionante, re­sulta casi tan ligero como el Jaguar, es el de menor consumo del trío y el más satisfactorio si valoramos todos los campos. Pasamos al segundo escalón para encontrarnos con el Jaguar. Nos gusta su dinámico chasis y cómo trata al conductor, pero le falta un interior un poco más al día y aprovechar mejor su ligereza para consumir algo menos. Si prescindimos de algu­nos caramelos de la larga lista de opciones, su precio puede ser muy atractivo. El Lexus llega en último lugar, lo que de­muestra el nivel de este segmento. Tiene que ser el elegido si somos ecologistas y amantes de la naturaleza y queremos aprovechar algunas ventajas que tienen ya los coches con eti­queta eco, pero un extra de fuerza y un cambio automático convencional bor­darían el que, sin duda, es el ejecutivo japonés más sensacional de cuantos se han creado, y no son pocos. El pre­cio es muy llamativo en esta versión Executive, y aún sorprende más que haya versiones por unos 45.500 euros. Seguro que BMW y Audi toman nota de los puntos fuertes y débiles de sus rivales. No podemos esperar a su lle­gada el próximo año para saber dónde sitúan el listón frente a esta prepara­dísima competencia liderada por el nuevo Mercedes Clase E.

mercedes comparativa


Otras grandes Berlinas:

¡Valora este artículo!
[Votos: 0 Media: 0]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

    Te recomendamos

    • Porsche 911 Carrera S, Mercedes-AMG GT S y Jaguar F-Type R: Tormenta en el Desierto

      Desde que Porsche decidió montar sus deportivos sobre el chasis de un Volkswagen con motor bóxer trasero ha habido dos...

    • Jaguar I-PACE vs Mercedes EQC ¿Estáis preparados?

      A la pregunta de hoy muchas marcas dirían “¡por supuesto! Aquí tienes nuestro coche eléctrico”, pero lo cierto es que a...

    • BMW 530d vs Mercedes Clase E350d (2016): cuestión de negocios

      Mercedes subió un par de peldaños su Clase E con la última generación, lanzada hace menos de 12 meses. Con más longitud,...

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    X
    AVISO DE COOKIES

    Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

    COOKIES PROPIAS

    Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

    Revistacar.es + info

    Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

    COOKIES DE TERCEROS

    Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

    Analíticas

    Google.com + info

    A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

    Publicitarias/Publicidad programática

    AdServer + info

    Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

    Webads.es + info

    La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

    Guardar Configuración