Chevrolet CorvetteChevrolet Corvette

EXCLUSIVAS

Chevrolet Corvette 2020 a fondo: giro al centro

RevistaCAR 19 de mayo, 2020 | Tiempo de lectura 7 min

Llega un momento en la vida en el que uno tiene que cambiar para mejorar. Podría parecer una frase barata de un libro de motivación personal, sin embargo, debió ser el mantra interno del equipo de ingenieros del Corvette C8 para atreverse a llevar a cabo la idea que Zora Arkus-Duntov tuvo hace 61 años. El “padre” del Chevrolet Corvette primero creó el bello deportivo de motor delantero en 1953, pero seis años después pensó que el coche sería mucho mejor si llevara motor central. No es ningún misterio que este C8 no es el primer Corvette de motor central, han existido varios prototipos a lo largo de sus 67 años de historia. Sin embargo hasta ahora no se habían atrevido, quizás por miedo al que dirán, quizás por falta de medios o una directiva aferrada al concepto clásico. Ahora con Mary Barra al mando parece que esa oportunidad se transformó en realidad.

El nuevo Chevrolet Corvett C8 es ahora el “Ferrari V8 berlinetta” americano, el deportivo que siempre había soñado con poner en las calles el señor Duntov. ¿Por qué de motor central ahora? El C7 fue un deportivo excepcional, puro y radical, sabor americano concentrado y con 765 CV en su versión más salvaje, la ZR1. Pero saben una cosa, este nuevo C8 es igual de rápido que ese ZR1 C7 en el 0 a 100 km/h gracias a su configuración de motor central, y eso con 263 CV menos. ¿Ven ahora el progreso más que la traición?

Chevrolet Corvette

Su tradicional forma de deportivo escultural ha cambiado obviamente. Este apartado es ciertamente objetivo, pero centrémonos en los detalles. Zaga y morro tienen ahora una proporción más cercana, la cabina queda centrada, el morro se afila ante la ausencia de motor y la posición de conducción se ha adelantado 40 centímetros, además de ir sentado algo más abajo, según la marca, una postura más de coche de carreras que nunca. La vista trasera se aleja mucho de los deportivos italianos de motor central, parece más alta y las afiladas ópticas Led parecen casar con las cuatro salidas de escape del sistema opcional deportivo. La vista lateral es la más evocadora, de hecho, los diseñadores aseguran haberse inspirado en la aeronáutica y la competición para el diseño del C8, tomando de referencia a los cazas F22 y F35, así como los monoplazas de fórmula 1. Las llantas en este caso son de 19 pulgadas delante y 20 detrás. Una particularidad de este deportivo de motor central es que tiene dos maleteros, uno delantero como siempre, y otro trasero detrás del compartimento del motor, sumando 356 litros, y con capacidad para una bolsa de golf en el maletero posterior, para llegar al nicho de los golfistas.

Chevrolet Corvette

Su fabricación es de alta ingeniería, pues el chasis de aluminio se compone de seis partes unidas mediante una técnica de soldado de alta presión llamada Bedford Six, llevada a cabo en la planta de GM de Bedford, Indiana (EE UU). Gracias a ella se minimiza el número de juntas, haciéndolo más rígido, más preciso para el uso en circuito. También es según la firma el primer coche con un paragolpes trasero curvo de fibra de carbono. Los compartimentos del maletero y el salpicadero están modelados con una resina derivada de la fibra de vidrio tan ligera que pueden flotar estas piezas en el agua. En total Chevrolet ha conseguido que el C8 pese solo 1.530 kg en seco, para ponerlo en perspectiva, el C7 ZR1 pesaba 1.625 kg.

Pasemos dentro del Chevrolet Corvette C8

En su interior las cosas han cambiado mucho, ahora parece una mezcla de avión de combate y supercar, con un cockpit orientado al conductor y separado del copiloto, dos grandes pantallas y una botonera en la consola central en posición vertical para el climatizador. Hay más cuero y materiales nobles que nunca, en general se aprecia un salto de calidad importante, y siempre muy necesario en modelos deportivos al otro lado del charco. El piloto ve la información de los instrumentos en formato digital y el volante es una mezcla de tradición y modernidad, forrado en cuero, es de diseño hexagonal y solo tiene dos radios. Además Chevrolet ofrece tres opciones de asientos, los GT1 y GT2 para un uso de calle pero siempre con cuero y buena sujeción, calefacción y ventilación en el segundo caso, y los Competition Sport con materiales como la Nappa y Kevlar diseñados para el circuito.

Chevrolet Corvette

Y es precisamente aquí donde el Chevrolet Corvette C8 brillará con esta configuración de motor central. Chevrolet ha tenido que diseñar una nueva suspensión, en este caso de doble brazo delante y detrás, con calibración según el modo de conducción pero la opción más interesante es la versión magnética, la Magnetic Selective Ride Control 4.0, por ahora solo disponible en el Pack Z51. Este pack incluye mejoras en los frenos, ya que pasamos de discos de 321 mm delante y 339 mm de diámetro

detrás, a unos de 345 y 350 mm con pinzas monobloque en ambos ejes en lugar de solo detrás, diseñadas por Brembo. También hay cambios en el chasis, la refrigeración de los frenos, un splitter frontal más grande, el alerón trasero y un escape deportivo que mejora el rendimiento del motor V8.

Este es el bloque LT2 de 6.2 litros atmosférico, ocho cilindros en V que producen 502 CV y 637 Nm de par con el escape opcional –Chevrolet no ha dado la potencia oficial sin el escape. Y aunque estamos ante un V8 atmosférico la potencia llega a 6.450 rpm, con el par dando el pico a 5.150 rpm. La tracción llega solo al eje trasero, mejorada ahora gracias a que sobre él descansa la mayor parte del peso del coche, y se cuenta de serie con un diferencial de tipo LSD en el eje trasero.

Chevrolet Corvette

De serie es también el cambio automático de ocho velocidades que ha diseñado específicamente TREMEC para el Chevrolet Corvette C8. Según la firma americana el enfoque de la configuración del cambio es la de leer las reacciones del conductor para maximizar la entrega de potencia con la marcha más optima. También cuenta con levas en el volante e incluso la función de desembragar tirando de ambas a la vez, como en otros supercars. Las seis primeras marchas de este cambio de doble embrague serían para aprovechar el rendimiento del V8, con las dos últimas para viajar en carretera con el mínimo consumo. Además, el cambio cuenta con un selector electrónico en lugar de la tradicional palanca, asegurando así una respuesta más rápida ante la ausencia de un selector mecánico. La triste noticia para sus acérrimos puristas es que no habrá cambio manual.
Los modos de conducción del modelo anterior se mantienen, pero se suman otros dos. Habría sido más fácil poder ajustar la transmisión y el motor con el MyMode, pero Chevrolet añade el Modo Z para poder hacer esta función.

Sabemos que este es el mejor Chevrolet Corvette de todos los tiempos por detalles como el diseño de su V8, que cuenta con lubricación por cárter seco permitiendo ubicarlo más abajo y mejorar su centro de gravedad, pero a la vez con un sistema de lubricación diseñado para soportar las fuerzas G producidas en circuito y que rinda al máximo. O detalles para el día a día como un sistema de levantamiento del morro para no rozar con los resaltos en ciudad, y que puede memorizar por GPS hasta 1.000 coordenadas. Además será el primer Chevrolet Corvette que salga de fábrica con volante a la derecha.

Chevrolet Corvette

Pero la vida del C8 no ha sido fácil desde su llegada en julio de 2019. Primero por las críticas sobre su diseño y concepción, cambiar 66 años de historia no es un trago fácil de asimilar, pero el tiempo le dará la razón. Segundo por los problemas de fabricación. Desde el primer momento se ofreció un pack de carbono que ningún coche ha podido incluir ya que hubo un problema con el proveedor, y después se sumó la huelga de los trabajadores de General Motors en las fábricas, así que Bowling Green, en Kentucky (EE UU), solo ha producido 2.700 unidades del modelo de motor central en menos de un año. El 18 de marzo General Motors dio la orden de cerrar los pedidos a sus concesionarios y se acabó la producción de lo que se denomina el Model Year 2020.

¿Termina aquí este modelo?

No, pues la versión 2021 está ya preparada, se podrá pedir en mayo y será la que introduzca importantes versiones, como dos nuevos motores, y el esperado Z06 o el ZR1, además del modelo Convertible, ya que el actual solo se hace targa guardando el techo duro en el maletero trasero. Esta versión descapotable tiene un sistema de plegado automático que funciona hasta a 48 km/h y se diferencia a nivel visual por la tapa del compartimento del motor que deja de ser transparente. Sin duda unos inicios difíciles para un deportivo que estaba llamado a transformar el curso de su historia. Y lo hará una vez más dentro de poco cuando llegue lo que se rumorea será el primer Corvette híbrido de la historia.

Generaciones Chevrolet Corvette

La electrificación no es reacia a los mitos. Es más, los rumores señalan que la nueva versión ZR1, la más prestacional y radical, rondará los 900 CV gracias a este nuevo sistema híbrido. El progreso no atiende a tradiciones o pasión, solo a mejorar un producto, un nombre, una concepción de marca, un Corvette, cumbre de las prestaciones al volante para Chevrolet, que ahora promete no solo ser mejor que antes, sino que muchos de sus rivales. Una pena que a España no llegue.

¡Valora este artículo!
[Votos: 0 Media: 0]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

Te recomendamos

  • Corvette: California Dreaming

    El tráfico en Los Ángeles es un ambiente hostil y, aunque parezca mentira, nuestro nuevo Corvette cabrio está jugando la...

  • Visitamos a IF YOU LIKE CARS, una reunión de apasionados del motor

    A veces nos sorprendemos de la pasión que tenemos por estas obras de arte que llamamos coches. Un miércoles por la...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

COOKIES PROPIAS

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

Revistacar.es + info

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

COOKIES DE TERCEROS

Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

Analíticas

Google.com + info

A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

Publicitarias/Publicidad programática

AdServer + info

Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

Webads.es + info

La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

Guardar Configuración