- Publicidad -

La firma china mostrará el diseño cercano al modelo de producción del nuevo SUV de Byton, todo ello con la Milan Design Week como telón de fondo, la cual comenzará el 17 de abril. El modelo 100% eléctrico, el cual ya se mostró durante el CES (Consumer Electronics Show), tendrá una autonomía estimada de más de 520 kilómetros con una sola carga. El precio aún está por determinar, pero se calcula que rondará los 40.000 euros.

La iniciativa de Byton para promocionar el coche tuvo el apoyo de David Twohig, ex jefe de Alpine y Renault Sport. Fue responsable directo del desarrollo del Alpine A110, pero se unió a Byton -con sede en California- como vicepresidente el mes pasado. Permanecerá centrado en el I+D de la compañía, y será la voz cantante a la hora de decidir la nueva plataforma del primer coche.

Poseerá un sistema de conducción autónoma diseñado por Aurora. Esta está liderada por el ex jefe del coche autónomo de Google, Chris Urmson, junto a varios pioneros de la tecnología autónoma dentro de la industria. Su tecnología permitiría alcanzar un nivel 4, lo que se traduce en que debería circular sin intervención alguna de un conductor.

Para mantener el coche en condiciones seguras, contará con un paquete completo de “ojos” externos, entre los que se encuentran varias cámaras, sensores ultrasónicos, radar y escáneres láser. Ha sido diseñado de tal forma para que estos componentes puedan actualizarse en la nube. El coche estará conectado con tecnología 5G, con una velocidad de conexión de 10GB por segundo. 

Estará disponible con dos tipos de motores, el primero será un único motor de 270 CV, el cual lleva la potencia al eje trasero; y, por otro lado, existirá una versión de tracción a las cuatro ruedas, con dos motores localizados en ambos ejes, con una potencia total de 470 CV

Sus dimensiones son considerables: 4.850 mm de largo, 1.940 mm de ancho y 1.650 mm de alto, rodando con llantas de 22 pulgadas. Dentro vemos que domina su pantalla de 1250 mm de largo y 250 mm de alto “Shared Experience Display” que abarca todos el salpicadero. Está compuesta por tres paneles, los cuales pueden ser personalizados al gusto del consumidor.

El Shard Experience Display presenta la posibilidad de poder operar los menús a través de los gestos y por la voz. La información primordial del conductor -la cual incluye el sistema de navegación- es una pantalla táctil de 8 pulgadas estilo tablet, la cual está integrada en el volante. Cada uno de los asientos presenta una cámara de reconocimiento facial, que identificará al usuario y permitirá personalizar distintos elementos según los gustos del mismo.

Se estima que el modelo llegue antes de que finalice la década. Además, según ha afirmado Daniel Kirchert, presidente de Byton, llegará al mercado un sedán y un monovolumen -los cuales montarán la misma plataforma del SUV- después de que las primera unidades aterricen en la carretera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.