BMW iNextBMW iNext

CARRUSEL

BMW iNext y Serie 4: la batalla por el futuro

RevistaCAR 25 de julio, 2020 | Tiempo de lectura 7-8 min

Independientemente de si te gustan o no, las nuevas rejillas más grandes, más delgadas y más profundas de BMW, al menos son lógicas. En un mundo caótico, de opciones ilimitadas y ruido las 24 horas del día, los 7 días de la semana, nadie puede darse el lujo de susurrar. O vas a lo grande o puedes correr el riesgo de convertirte en invisible. Y, al mismo tiempo, esa nueva identidad evoca días felices como seguramente hacen el nuevo logotipo de BMW y las rejillas. Días de berlinas deportivas elegantemente forjadas y perfectamente equilibradas con el mundo a sus pies. Pero también hay espacio para el futuro más próximo a bordo de modelos como el BMW iNext.

BMW iNext

Por todo ello, entonces, hay margen para un poco de análisis psicológico amateur de nuestra parte. Cuando uno se enfrenta a desafíos tan sísmicos, incluso existenciales, como aquellos que se avecinan en el futuro cercano de BMW (y de toda la industria), es comprensible un pequeño apretón de nostalgia.

La nueva cara de BMW, para bien o para mal, está lista para aparecer en dos automóviles que encaran el desafío de los coches contemporáneos como pocos otros emparejamientos en el panorama automotriz. Uno, el nuevo Serie 4, que saldrá a la venta a finales de este año, desciende directamente de obras maestras como el BMW 2002; un coupé de baja potencia con motor delantero para ser salvaje y saborear cualquier carretera (o pista) que le interese atravesar. Todo está en el ADN: motores finos, chasis dulce, nariz afilada y sobreviraje fácil. En resumen, el Serie 4 es el tipo de automóvil que BMW ha estado fabricando durante 50 años, y espera seguir fabricando en otros 50. El otro es el BMW iNext del próximo año.

BMW iNext

El BMW iNext es un automóvil realmente importante para nosotros porque incorpora muchos aspectos diferentes y relevantes, tanto para la compañía como para la industria en general”, dice el jefe de producto Peter Henrich, quien lleva 20 años en BMW. “Será un vehículo totalmente eléctrico y un verdadero BMW; pionero y muy dinámico en su conducción. Con respecto a la electrificación, el BMW iNext llega en el momento adecuado para que cambiemos de marcha una vez más”.

BMW iNext

¿Otra vez? La última vez que BMW cambió de marcha en la electrificación fue en 2013, con el i3. Ese coche también fue pionero y, sin duda, un BMW estética y dinámicamente. Pero también resultó más caro de lo esperado para la empresa. “Uno de los aprendizajes del proyecto i fue sin duda el coste de algunas de las soluciones de ingeniería”, admite Henrich. “No haríamos exactamente lo mismo otra vez. Aprendimos mucho sobre la fibra de carbono. Todavía estamos usando piezas de carbono en diferentes proyectos. Pero no en el mismo nivel de alcance que lo hicimos en el i3”.

Un paso más allá con el BMW iNext

En cambio, a pesar de su ambición, el BMW iNext –configurado para obtener un nombre propio antes de su debut en 2021, probablemente iX5– utilizará una versión de la versátil plataforma de la marca, la denominada CLAR. Una planta piloto que ya ha ensamblado más de 100 prototipos. La adaptabilidad y flexibilidad de la plataforma respecto al acero y el aluminio es un resultado directo de las lecciones aprendidas en los primeros proyectos. A saber, que el carbono no se puede utilizar en volumen y el mundo está cambiando demasiado rápido para un enfoque fijo. CLAR puede acomodar motores de combustión, variantes híbridas enchufables y baterías para eléctricos puros, con transmisión a un eje o a los dos. En un plazo corto de tiempo, el iNext y el i4 Coupé estarán plantándole cara al poderoso Porsche Taycan (que probamos por la nieve en su versión 4S).

BMW iNext

El BMW iNext es un SUV eléctrico con una batería de similar tamaño a la de sus rivales, como el i-Pace de Jaguar y el e-Tron de Audi, aunque con una cierta ventaja en el apartado de la autonomía. Dadas las credenciales de BMW, también pensamos que se conducirá más como el Jaguar que como el Audi.

Con el iNext vamos por un camino diferente, más exclusivo que el iX3”, dice Henrich. “Nos consideramos uno de los fundadores de este segmento, con el X5, y hemos tenido mucho éxito en él. Ahora llevamos las cosas un paso más allá en términos de diseño, digitalización, configuración y visualización del interior. Todo esto, junto con una transmisión eléctrica muy poderosa, con un gran rendimiento y un buen rango de acción (BMW está apuntando a un alcance de 580 km, un poco por debajo de la cifra inicial de 600 km). El concepto es total y reúne diferentes tecnologías. El iNext traerá algo único y muy deseable en el segmento del lujo. “Si ha conducido el X5 45e en modo eléctrico, sabrá que logra un buen equilibrio entre comodidad y agilidad”, continúa Henrich. “Es un automóvil que puede empujar, pero también es cómodo para largas distancias. Este tipo de equilibrio es lo que queremos encontrar con el BMW iNext. Generará una sensación de agilidad y respuesta rápida. Seamos honestos, un vehículo eléctrico con tal autonomía tendrá kilos de más, pero nuestro enfoque de ingeniería está en no dejar que el conductor sienta el peso. El iNext será una interpretación específica de BMW del SUV eléctrico de lujo”.

BMW iNext

Aunque parezca desgarbado en las imágenes del prototipo, espere a que el coche esté terminado, con ruedas grandes, como la versión conceptual que se ve aquí, que es bastante llamativa; una especie de X5 de ciencia-ficción con muchas referencias de i3. Integrado digitalmente, funcionará con su teléfono para facilitar la comunicación, la carga, la navegación y la personalización. El CEO, Oliver Zipse, lanzó ese guante a principios de año cuando dijo: “Las compañías capaces de desarrollar y combinar hardware y software en igual medida darán forma al futuro del automóvil”.

El interior del BMW iNext

En el interior, la arquitectura es tradicional, acogedora. La típica cabina de BMW dará paso a algo más ligero, más aireado, más abierto y menos abarrotado. Espere una sola pantalla curva grande (como se ve en el Concept i4), una evolución de la interfaz iDrive y el más alto nivel de legislación de conducción asistida permitirá, probablemente el Nivel 3 o “automatización condicional”. BMW ha estado probando esto durante mucho tiempo con 2021 como su año de implementación. Henrich: “Con respecto a la conducción asistida, hay espacio para progresar sobre lo que ofrecemos actualmente. Es un desafío complejo debido a la regulación, pero claramente debemos ir al siguiente paso en el iNext”.

BMW iNext

“La digitalización nos permitirá reducir la cantidad de botones”, continúa Henrich. “La tecnología de la pantallas facilita mucho las cosas, y aunque vemos a muchas marcas en una carrera para ofrecer la pantalla más grande, no creemos que este sea el enfoque correcto. Mucho más importante que el tamaño es la inteligencia del sistema. Al final del día, es un vehículo, no una pantalla rodante, y queremos crear la sensación de sentirse como en casa; tranquilo y rodeado de materiales de calidad. El prototipo iNext tenía dos pantallas, separadas, pero me gusta mucho la pantalla curva única del i4. Veo mucho potencial en esto. También se vería genial en el coche de producción que saldría del iNext, si puedo ser tan impreciso…”.

BMW iNext

El iNext, entonces, tiene un trabajo increíble en sus manos. Debe convencer, no solo como un automóvil, sino también como un plan para el futuro de BMW; como prueba, nada menos, de que puede representar algo más sostenible que los SUV, las berlinas y los cupés de alto rendimiento convencionales. Pero los informes sobre la muerte de este último segmento son demasiado exagerados, y para probarlo, no busque más que el nuevo Serie 4. Ahora está aquí, en forma de prototipo, puerta abierta y motor en marcha. El futuro puede esperar.

Vamos a por el Serie 4…

Primero conduzcamos el 430i equipado con la suspensión M Sport más baja y dura; un paquete integral que incluye amortiguadores más firmes, nuevas monturas y barras antivuelco, puntales de refuerzo de la carcasa y dirección de velocidad variable. Los amortiguadores no son ajustables en esta configuración –los adaptativos serán una opción–, pero aún tienes modos de conducción: “Sport” (acción de aceleración muy rápida, cambios de marcha más cortos y mejora de dirección) y “Comfort” (menos de lo anterior). El “pequeño” motor de cuatro cilindros del 430i hace un gran trabajo, con un gruñido ronco y mucha potencia. Cuando el Serie 4 salga a la venta a finales de este año (desde 48.400 euros), sus opciones de motor más allá del 430i (258 CV)y 440i (374 CV) incluirán un 420i (184 CV) y un 420d (este último con o sin xDrive, 190 CV). Gracias a su motor de 374 CV, en comparación con los 326 CV del antiguo 440i, el nuevo M440i es casi tan rápido como el M4 saliente (431 CV).

BMW iNext

Dependiendo de la especificación, la diferencia de peso entre el 430i y el 440i puede estar en los 200 kg. Tanto el 430i como el 440i están limitados a 250 km/h, con la opción de elevarlo a 280 –un límite arbitrario que solo tiene sentido si se ha elegido para proteger al buque insignia, el M8–. Sin embargo, en un martes a finales de abril, nuestro 440i (de preproducción), sin restricciones, alcanzó una velocidad máxima de 307 km/h. ¿Un coupé asentado sobre bases de una berlina modificada que le dificultan la vida a otros deportivos de sangre azul? BMW es como era BMW. En ese sentido, el nuevo Serie 4 convence. Su plan de hoja perenne vive para otra generación. Pero lo cierto es que el futuro de BMW más allá de eso depende del iNext.

¡Valora este artículo!
[Votos: 0 Media: 0]

Recibe más artículos sobre la actualidad del motor

Déjanos tu correo y recibe las noticias con la última actualidad

Te recomendamos

  • BMW Serie 4 Coupé 2020
  • BMW Serie 4 Coupé 2020, cambio radical en busca de su propia identidad

    Se acabó ser la versión coupé del Serie 3, el nuevo BMW Serie 4 Coupé 2020 tiene nueva identidad propia y nuevo concepto...

  • Familiares Premium: a prueba de todo

    ¿No son para ti los estilosos SUV? Elige entonces entre alguno de estos familiares premium: espacio, ritmo, presencia…,...

  • Prueba BMW X5 M Competition, duro de domar

    Hubo un tiempo en que los ricos gastaban mucho en suntuosas berlinas, coches deportivos viriles o seductores cupés y...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación) y publicitarias (elaborar perfiles para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias de navegación). Aceptando ahora consiente el uso de esta tecnología en nuestra web. En cualquier momento puede configurar su instalación o retirar su consentimiento clicando en Configuración de Cookies.

COOKIES PROPIAS

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

Revistacar.es + info

Las utilizamos para conocer si has aceptado nuestra política de privacidad o si estás suscrito a nuestros boletines informativos

COOKIES DE TERCEROS

Las utilizamos para medir datos estadísticos de la publicidad mostrada en la revista y el comportamiento que tienen nuestros lectores.

Analíticas

Google.com + info

A través de Google analytics se obtiene información que nos permite medir cómo interactúan los Usuarios con el contenido del portal.

Publicitarias/Publicidad programática

AdServer + info

Sirve para almacenar sus preferencia publicitarias y mostrar anuncios propios de su interés

Webads.es + info

La publicidad en revista CAR es proporcionada por WebAds que hace uso de las ubicaciones de cookies. Los datos recopilados de las cookies son anónimos y no se realiza un seguimiento de los datos personales. Las cookies no pueden causar daños ni propagar virus a ninguna computadora o archivo. Cookies utilizadas: uuid2, sess, icu, anj, token

Guardar Configuración