- Publicidad -

Beyoncé ha querido compartir con sus fans unas hermosas fotos donde presume de embarazo. En una de ellas aparece sobre un Porsche 914 y rodeada de flores.

Desde siempre nos han gustado las fotos que combinan dos de nuestras grandes pasiones, coches y mujeres. Y la cantante Beyoncé sin duda es una de las damas más despampanantes del panorama mundial. Evidentemente no somos los únicos que lo pensamos, porque la diva cuenta con 93,4 millones de seguidores en su cuenta de Instagram. La artista acaba de colgar unas fotos muy artísticas en las que luce barriga y rebela además que está embarazada de dos niños.

Beyoncé junto a su marido Jay-Z.

Ha logrado 9 millones de “likes”, y las fotos van acompañadas de este mensaje: “Nos gustaría compartir nuestro amor y alegría. Hemos sido bendecidos doblemente. Estamos increíblemente agradecidos de que nuestra familia vaya a tener dos nuevos miembros, y te agradecemos tus felicitaciones. Los Carters” (Su marido es el rapero Shawn Corey Carter, más conocido como Jay-Z).

Las fotos tienen una aire colorista, fértil y provenzal, y las ha realizado el fotógrafo Awol Erizku, de 28 años. Es un artista nacido en Etiopia pero criado en el Bronx neoyorquino, aunque actualmente vive en Los Angeles. También a protagonizado exposiciones individuales en Ferias como la Art Bassel de Miami.

Instalación “Ask the Dust”, de Awol Erizku, autor de las fotos de Beyoncé embarazada.

Una de esas obras/instalación llamada Ask the Dusk, y realizada en colaboración con Sarah Lineberger, consiste en un viejo Porsche 914 rojo de cuyo maletero, interior y compartimento motor rebosan flores y plantas. Es el mismo coche y montaje que ha usado para inmortalizar a la cantante. Imaginamos que luego lo venderán por una fortuna, demostrando que los restauradores y los locos por los coches no tenemos ni idea de hacer negocios.

El 914 nació en 1969 gracias a la colaboración entre Porsche y Volkswagen. Con motor central y techo tipo targa, primero llevaba un motor de cuatro cilindros y luego le montaron el de seis (914/6). En cierto modo fue el precursor del Porsche Boxster.

Beyoncé junto a su Rolls-Royce Cloud II convertible de 1959, regalo de su marido.

A la superestrella parece que le gustan los automóviles, y su marido le regaló en 2013 un precioso Rolls-Royce descapotable de 1959. Ella, generosa como pocas, le había regalado en 2010 un Bugatti Veyron blanco. Jay-Z ya tenía un Rolls Phantom, un Ferrari 430 Spider, un Maybach 62S o un Pagani Zonda. En otra ocasión Beyoncé le regaló un reloj Hublot “Big Bang” de oro y diamantes, pero lo mejor fue el jet privado Bombardier 850 de 40 millones de dólares…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 × 1 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.