Top 10, Matrículas para molar

Top 10, Matrículas para molar

En España por desgracia no podemos usarlas, pero las matrículas personalizadas tienen mucho encanto. hay placas desafiantes, ecologistas, egocéntricas, humorísticas… diez ejemplos de matrículas para molar.

1.Surtees Foundation

El gran John Surtees, el recientemente fallecido campeón mundial de F1 y de motos, perdió a su hijo en un accidente cuando conducía un monoplaza. En su memoria nació la fundación Henry Surtees, que ayuda a quienes han sufrido daños cerebrales. En 2015 Ferrari North Europe les cedió esta matrícula personalizada “V12 LAF” perfecta para un LaFerrari, para que la subastaran y lograran fondos.

2. Por la fauna marina

En EEUU puedes llevar palabras o siglas especiales o también personalizarlas con fondos, ya sea del Cuerpo de Marines, de tu Universidad o, como en este caso, a favor de la protección de los delfines. Una forma como otra cualquiera de hacer amigos en la carretera.

3. “Solo hay una”

En 2008 Robert Harverson, de Surrey (GB), pagó en una subasta más de 200.000 euros por la matrícula que lleva sus iniciales. Tiene otras seis placas especiales y esta era una tentación demasiado grande para él, ya que como bien dice: “solo hay una”.

4. Cuidado con Tony

Un Lambo Diablo violeta es un espectáculo y, si eres de New Jersey, qué mejor que homenajear a una de sus familias más célebres, Los Soprano de la serie de TV, con una matrícula personalizada. En la ciudad estadounidense hay hasta una ruta para visitar los lugares que aparecen en los capítulos.

5. Hippies en Rolls

John Lennon iba de hippie pero vivía a todo lujo, ya que aprendió a conducir en un Ferrari y tenía un Rolls-Royce pintado en plan psicodélico. Luego algunos de los que viajaron por la India prosperaron en el mundo de los negocios e incluyeron en sus vidas el concepto de karma, esa energía que al parecer se generaría a través de los actos de las personas. Al volante de un Rolls Silver Cloud es más fácil ser bueno, o sea.

6. Puro años 70

La magia de los superdeportivos italianos de los años 70 nunca ha sido superada, y este Lamborghini Countach LP400 lo subraya en su matrícula californiana. Esta versión, la primera, es la más valorada de este modelo, y superan el millón de euros.

7. Mío y solo mío

Alemania es uno de los pocos países de la Europa Continental donde también se pueden pedir matrículas con letras o números determinados. Lo más frecuente es ver placas como “911”, pero este muniqués quiere dejar claro de quien es este Ferrari 458.

8. Pagani 1

En los países del Golfo la ostentación no tiene límites, y esto incluye a las matrículas. En 2008 Saeed Abdul Ghafour pagó en una subasta en Abu Dhabi más de 14 millones de dólares por la placa con el número 1. Después la puso en su Pagani Zonda.

9. Desafiante

Un Dodge Viper es un coche salvaje, el Shelby Cobra de los 90, una máquina de competición para la calle. Este conductor de Carolina del Norte propone una carrera a quien esté dispuesto a retarle. Viene a ser como esa frase tan nuestra: “no hay güevos”.

10. Demasiado para ti

Combinar letras y números para sugerir palabras es un juego que gusta mucho a los británicos y a los estadounidenses. En este caso el 2 (two) suena como “too” y el 4 (four) como “for”. El resultado sonoro es too fast for you, “demasiado rápido para ti”. Un chico ingenioso y rápido al volante, por si alguien lo dudaba.

Sobre el Autor

Noticias o artículos relacionados

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecisiete + dieciseis =