Entrevistamos al embajador de Tag Heuer, Josef Ajram, en Autobello Madrid

Entrevistamos al embajador de Tag Heuer, Josef Ajram, en Autobello Madrid

Por qué aceptaste ser embajador de TAG Heuer? Lo primero que me llamó la atención fue que me propusieran a mí, porque para mí es una marca icónica que relacionaba mucho con el mundo del motor y que era aspiracional, para tener uno. A medida que los he ido conociendo he ido viendo el gran apoyo que le dan al deporte y me siento muy honrado de pertenecer a esta familia. Ya llevo tres años con ellos y solo puedo decir cosas positivas.

Tag Heuer

¿Qué es lo que más te gusta de TAG Heuer? Lo que me fascina es su lema, el “Dont Crack Under Pressure”, que es una filosofía que practico desde hace años. Soportar la presión, no venirse abajo en los malos momentos, y eso es algo que realmente me hace sentirme muy identificado con la marca.

Tag Heuer

¿Qué crees que puedes aportar tú a la imagen de TAG? Yo le aporto sobre todo el test de producto del complemento que está dando la firma a su gama tradicional con toda la gama Connected y demás. Entonces yo me los llevo a lugares recónditos a hacer competiciones y los pongo a toda prueba. Hago ver que el reloj funciona y además lo hace en territorios hostiles, en desiertos, en sitios muy fríos, así muestro a la gente que en un entorno normal no va a tener ningún problema. 

Tag Heuer

¿Qué factores son decisivos a la hora de elegir reloj? Yo voy más en la línea deportiva, siempre intentando que tenga ese punto de cronómetro, y por su estética. Sin lugar a dudas de los que he tenido ocasión de llevar el que más me emocionó fue el TAG Heuer Mónaco, un poco por lo que representa para los locos de los coches. 

¿Y a la hora de elegir coche? Para mí ahora mismo tiene que tener algo especial. En la tendencia que está habiendo en el mundo de la automoción, cada vez más ayudas, cada vez menos ruido, pues yo concibo los coches como esencia, como expresión del motor, y cambios manuales, para mí eso es muy importante. Evidentemente encontrar cambios manuales se hace más complejo, pero sí buscar coches que me aporten emociones, diversión y conducción 100%.

Tag Heuer

Un coche que no tengas y te gustaría añadir a tu garaje. Esa pregunta es realmente complicada (risas). Es que me gustan muchos coches. Si pudiera elegir, que sería algo aspiracional muy complicado de conseguir, sería un Pagani, que siempre tiene su punto de autenticidad. Más terrenal un Aventador, a mí todo lo que son los V12 de Lamborghini me tiene cautivado y el Aventador pues, ¿por qué no? Quién sabe si dentro de poco…

¿Qué relación ves entre tu vida con la Bolsa, los deportes extremos y los coches que conduces? Bueno, he tenido coches de todo tipo. Siempre querer probar de muchas marcas, de ver que te ofrece cada una, qué te aporta. Pero sí que es cierto que siempre he tenido ahí como el coche de mi vida el Lamborghini Diablo. Primero tuve uno durante tres años aproximadamente y lo vendí, y el actual hace cinco años que lo tengo. Es el último coche que me ofrece más prestaciones pero sin que sea un coche demasiado complicado como podría ser un Countach, que en cuanto a fiabilidad no sé si me podría confiar.

Tag Heuer

¿El Diablo que tiene que ver con el deporte y la Bolsa? Pues yo creo que me define muy bien porque es un coche especial, que gusta mucho o no gusta, un poco como soy yo, que a la gente o le gusto mucho o no le caigo bien. Es un coche que no admite muchos errores, muy expresivo, que no se calla nada, y yo tampoco.

Tag Heuer

Como experto en Bolsa, ¿hasta dónde va a llegar esta burbuja de la inversión en clásicos? Yo creo que al menos a este mercado le quedan 10 años de recorrido, porque cuando se habla de burbuja no se tiene en cuenta una variable que es fundamental, que son los tipos de interés. Ahora mismo el dinero busca rentabilidades, no excesivas, pero sí de 5%, 7% u 8% anual, y activos que puedan ofrecer eso con una liquidez relativamente ágil pues no hay tantos. Hasta que los tipos de interés no suban y lo hagan importantemente, al 3 o 4%, pues creo que sigue siendo buena inversión comprar coches que realmente tengan algo especial. Normalmente la gran mayoría de los coches nunca van a ser inversión, pero sí que hay algunos que son interesantes en cuanto a inversión. 

Tag Heuer

¿Cuántos coches tienes ahora? Ahora mismo tengo el Diablo, el Mercedes-McLaren SLR (en las imágenes), el Alfa Romeo 4C y luego tengo uno muy cachondo que es un Buggy de 1969. Y luego con Hyundai, que es mi esponsor para ayudarme en mis temas deportivos, tengo un Tucson.

Sobre el Autor

Noticias o artículos relacionados

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × uno =