La cuarta generación del SUV coreano llega cargada de muchas mejoras visuales, pero también tecnológicas -así como mecánicas-. Hizo debut en Seúl el pasado 30 de marzo y supuso una renovación completa de la gama Rexton, el cual añade mayor seguridad, confort y tecnología.

Con el modelo 2018, Ssangyong quiere fortalecer la imagen de la marca, que se identifica por la pasión por los todoterreno.

Diseño

ssangyong-rexton-2018

A día de hoy, la estética del coche sigue siendo el punto número 1 a la hora de comprar un vehículo; por tanto, Ssangyong ha dado un gran salto cualitativo en este aspecto, siguiendo la nueva filosofía “Nature-Born 3motion” -esto último significa que las líneas del nuevo Rexton están inspirada en elementos de la naturaleza-.

ssangyong-rexton-2018

Sus nueva estética infunda robustez, con un parachoque delantero imponente con nuevos grupos ópticos LED, junto con una parrilla diferenciada con una línea cromada por encima de la misma. Este elemento también podemos encontrarlo en la parte baja del parachoques, la cual recorre toda la anchura del coche. Las llantas presentan dos nuevos diseños, con un tamaño de 17 o 18 pulgadas -dependiendo del acabado escogido-.

ssangyong-rexton-2018

En el lateral vemos que tiene una gran altura con el suelo, a pesar de ser 15 mm más bajo que la variante anterior. Vemos también unos nervios bien marcados que prosiguen por la carrocería hasta llegar a la parte trasera. Sus dimensiones han aumentado: asentado en un chasis de largueros y travesaños, realizados en un 90% por acero de alta resistencia, su longitud es de 4.850 mm (+90 que en la generación anterior), 1.960 mm de ancho (+60) y 1.825 mm (-15) de altura.

ssangyong-rexton-2018

En la parte trasera, el mismo patrón del parachoques delantero continúa en la zaga, donde se encuentran los nuevos grupos ópticos LED junto con un gran portón trasero con apertura eléctrica.

Interior

El nuevo Rexton viene con dos tipos de configuración interior: 5 ó 7 plazas. Se ha aumentado la batalla total de la cuarta generación (+3 cm), por lo que la habitabilidad interior ahora es mayor. La calidad interior ha dado un salto notable, donde encontramos cuero de alta calidad mezclado con inserciones de piano black y secciones cromadas.

ssangyong-rexton-2018

A pesar de que todo el interior es nuevo, hay que destacar dos elementos; el primero es la pantalla de 7 pulgadas digital que se encuentra en el panel de instrumentos, entre los dos relojes analógicos -en la cual podemos ver la velocidad a la que circulamos en formato digital-. El otro elemento protagonista es la nueva pantalla táctil de 8 pulgadas del sistema de infoentretenimiento, que viene equipada con una alta conectividad compatible para Apple CarPlay y Android Auto.

Tecnología: sistema SASS

ssangyong-rexton-2018

El Rexton viene equipado con toda la tecnología imaginable. Entre ella se encuentra el control electrónico de estabilidad (ESP), Asistente de frenada BAS; asistente de salida en pendiente (HSA); control de tracción (TCS); en caso de frenada brusca, el encendido automático de las luces de emergencia ESS alerta al resto de los conductores y previene posibles alcances. El control de descenso (HDC)-el cual está activo entre 5 y 30 km/h- se activa cuando se detecta que se va a abordar un descenso pronunciado.

ssangyong-rexton-2018

Por si no fuera poco, también incorpora sistemas avanzados de asistencia, como la frenada autónoma de emergencia (AEBS) -la cual utiliza los sensores de la cámara frontal del coche para identificar posibles riesgos; sistema de aviso de colisión frontal (FCWS) -el cual también usa los sensores delanteros-; aviso de salida del carril (LDWS); avisador de ángulo muerto (BSD); asistente de cambio de luces (HBA); reconocimiento de señales de tráfico y alerta de tráfico trasero (RCTA).

Motor

ssangyong-rexton-2018

Existe únicamente un tren de potencia, un diésel e-XDi de 2.2 litros que rinde 181 CV (3 CV más que en el modelo anterior) junto con un par de 400 Nm -para la variante manual de 6 velocidades- o 420 Nm -para la variante automática de 7 velocidades-.

El nuevo Rexton puede ser tracción delantera o tracción total -en esta última puede alternarse entre 2WD (tracción trasera), 4H (50% de bloqueo del diferencial) y 4L (50% de bloqueo del diferencial y reductora, pensada para terreno difícil). La transmisión de 7 velocidades es de origen Mercedes-Benz, y cuenta con una unidad de control integrada (TCU). 

Sensaciones

ssangyong-rexton-2018

Como los de antes, aquellos todoterreno con reductora. Unos auténticos aventureros. Este es el nuevo Rexton, un SUV-D con toda la alta tecnología disponible en el mercado, con un diseño moderno, junto con la filosofía que caracterizó a los todoterreno de hace 20-30 años. En vez de equipar la tradicional suspensión McPherson, Ssangyong ha montado una de doble horquilla, junto con una suspensión independiente multilink en el eje trasero (de 3 o 5 brazos).

Pudimos probarlo a fondo en un circuito 4×4 que la marca nos preparó, para poner a prueba las aptitudes offroad de la cuarta generación del Rexton. A pesar de no contar con unos neumáticos específicos para barro o nieve, el SUV-D logró salir ileso de los obstáculos que se encontraban en nuestro camino, siempre y cuando tengas activo el modo 4WD (tracción total). La dirección el ligera pero comunicativa, la transmisión automática administra bien los 420 Nm durante las pruebas en off road; de la misma manera, por carretera la transmisión alternaba entre marcha de forma serena y fluida; si decidíamos seleccionar el modo manual, perdía la fluidez y celeridad de la que se caracteriza cuando se encuentra en modo automático.

ssangyong-rexton-2018

El tren de potencia arroja 181 CV, con el par máximo disponible casi en el ralentí -sobre las 1.800 vueltas. ¿Es potente? Lo suficiente, para lo que necesitas que haga un SUV-D de su talla. No es excesivamente reactivo, pero cumple su función con creces.

En definitiva, Ssangyong ha creado un SUV-D con características premium, enfundadas en una apariencia moderna y tecnología a la última. Sin embargo, el Rexton llega con un precio para imbatible; 27.500 euros para el acabado de acceso (Line) con la transmisión manual.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 + quince =